Background Image
Previous Page  8 / 30 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 8 / 30 Next Page
Page Background

Informe Mensual Económico Financiero N° 336 – Febrero de 2018

-

6

SITUACIÓN INTERNACIONAL Y NACIONAL

1.

El

momentum

favorable de la economía mundial ha sido ratificado por la corrección

al alza en las proyecciones de crecimiento para 2018–2019 realizadas por el FMI:

3,9% en ambos años, 0,2 puntos porcentuales más que en la estimación de octubre

y también 0,2 puntos porcentuales más que en 2017.

Lo notable es que la corrección respecto de octubre se concentró en el desempeño

esperado de las economías desarrolladas (0,4 puntos porcentuales más en la tasa

de crecimiento). En particular, para 2018 el FMI espera crecimientos de 2,7% en

Estados Unidos (con una leve desaceleración en mayo en que la economía

estadounidense comenzaría a crecer en el entorno del 2%), 2,0% en Alemania, 2,5%

en España y 2,3% en Canadá, para citar algunos ejemplos.

Dentro de las economías emergentes, se proyectan crecimientos de 6,6% en China,

7,4% en India, 1,9% en Brasil y 2,3% en Méjico.

Nota al pie: algunos análisis advierten una desaceleración estacional en el

crecimiento de Estados Unidos en el invierno (particularmente frio, por otra parte)

que se prolongaría en la primavera; o más precisamente, un diferencial mayor al

esperado entre el crecimiento de China e India y otros países versus Estados

Unidos. Probablemente, esto se asocie con la desaceleración prevista por el FMI a

partir de mayo y con la debilidad del dólar que se analiza en 2.

2.

Enero ha traído un nuevo debilitamiento del dólar estadounidense. El tipo de cambio

real, según la medición de J.P.Morgan, está en niveles similares a los de 2015; con

una visión de 25 años, desde 1993 a la fecha, se encuentran tipos de cambio reales

más altos (dólar más fuerte) en el período 1998-2003. En síntesis, el dólar se ha

debilitado pero todavía está más apreciado que en 18 de los últimos 25 años.

Este debilitamiento no es compatible con el argumento del “dólar fuerte” de la

Administración Trump, pero obviamente le sirve para su objetivo de mejorar el sector

externo. Los motivos del debilitamiento son:

a)

Internas y declaraciones mixtas en el seno del gabinete de Trump (el

Secretario del Tesoro Mnuchin “un dólar débil mejora las oportunidades

comerciales” versus el Secretario de Comercio Ross “Mnuchin no defendía

un dólar débil”) que obligaron a una intervención de Trump: “el dólar se

volverá cada vez más fuerte”.

b)

Las tensiones políticas domésticas entre el presidente Trump y el

Parlamento, que derivaron en el

shutdown

gubernamental.

c)

Si bien el crecimiento de la economía de Estados Unidos en 2018 luce fuerte,

hay una suerte de rezago frente a otras economías y podría haber una